GRIS

Gris, una joya que he disfrutado gracias al Game Pass

He llegado a Gris de forma casual y gracias al Game Pass, pero ha sido ponerme con él y no soltar el mando hasta ver los créditos. Ha sido una experiencia que me llevo conmigo.

Ese sería el mejor resumen que puedo hacer del juego de Nomada Studio, en su versión de PC, pero voy a dar más detalles de mi experiencia con el juego.

El Game Pass me ha descubierto Gris

Tengo que matizar estas palabras, ya que antes de verlo en Game Pass ya conocía Gris y sus buenas críticas. Pero no había tenido oportunidad de probarlo hasta ahora.

Reconozco que cuando la gente alaba tanto un juego, y más uno de este estilo, suele echarme para atrás y las ganas de jugarlo se reducen.

Pero verlo en el Game Pass de PC me ha animado a probarlo, por ver si es en realidad tan bueno como comentan; aunque no todos.  Lo cierto es que el juego me ha absorvido por completo hasta llegar al final.

Es cierto que han más cosas por hacer, el juego tiene incluso desafíos, pero lo que es el recorrido del juego lo he completado hasta el final. Desconozco si tiene varios finales o no, yo me quedo con el que yo he podido disfrutar.

He leído algunos comentarios bastante despectivos respecto a Gris antes de jugarlo, con un tono bastante arrogante, como si no entender el juego o lo que quiere contar se lo tomaran a ofensa.

A mi la trama, o el mensaje que quería transmitir, me ha llevado a jugarlo hasta al final. Algo parecido me pasó con Journey, juego que jugué de principio a fin en una sentada,y que no he vuelto a jugar por no cambiar mi experiencia.

Quizás es esto lo peor de este tipo de juego, que me parecen experiencias para disfrutar una vez. No los veo nada rejugables, aunque en este caso hay más cosas por descubrir; pero no invita a ello.

En cierto modo Gris me parece un juego algo inferior al de Thatgamecompany, pero no deja de ser un juego muy similar en cuanto a mecánicas y experiencias. Aunque aquí la soledad está más presente y la experiencia no tiene componente online; además de que el mensaje es bien diferente.

Gris es un juego con mecánicas simples, por el mero hecho de ser accesible para todo tipo de jugadores. Los puzzles son sencillos, las mecánicas se cuentan con los dedos de una mano, pero no por ello es algo malo.

El título está diseñado de esta forma para que cualquier jugador pueda hacerse con los controles de forma rápida. Todo está explicado de forma visual y con pistas en el escenario.

Pero el diseño del juego, tanto visual como sonoro, está realizado con un gusto muy especial. Gris es un juego que entra por los ojos, que te atrapa a poco que te dejes llevar por el.

La historia tiene su miga, pese a que algunos jugadores no hayan captado el mensaje, en mi caso tengo tres teorías. Las tres me resultan totalmente válidas para lo que he visto en el juego, pero las tres son muy diferentes.

En mi caso me parece una historia de superación emocional, quizás la superación de una depresión. Un canto a la naturaleza y a la tierra. Además de una historia sobre la mujer y el reencontrarse con ella misma. Pero eso son sólo mis sensaciones y quizás no quiera contar nada de eso.

Pero si por algo destaca Gris es por ser un juego emocional, un juego de sensaciones. Es una experiencia que todos deberíais probar y un juego que he podido disfrutar gracias al Game Pass.

La banda sonora me parece que engrandece el juego y hace que las emociones se potencien. Está compuesta por Berlinist y os dejo con uno de sus temas, que da inicio al juego y que me enganchó por completo.

Please follow and like us: