Finales decepcionantes

No sé si os hable de esto hace un tiempo, porque es algo que me acompaña siempre al finalizar un juego,  decepción. Cuando llevas jugando unas cuantas horas a un juego, dedicando tu tiempo libre, porque te gusta y ves que este avanza hasta algo memorable, esperas que el final del mismo, por lo menos, sea épico, te sorprenda, te cuente el porqué de todo o veas un enemigo final alucinante, no sé, algo que te diga que ha terminado, que has llegado al final del camino y te deje con buen sabor de boca.

La mayoría de las veces que me he terminado un juego y he llegado a su final, antes de los créditos, solo me ha decepcionado. Muchos juegos son épicos durante el transcurso de este y cada vez van a mas, pero llegado al final, todo se desinfla y te deja con cara de tonto: ¿Pero esto qué es? Por poner algún ejemplo, el final de Resident Evil 5 es simple y típico, después de luchar durante todo el juego con viento y marea, el final no te dice nada, te deja pensando: ¿A esto le he dedicado yo tiempo…? Otro juego es Assassin´s Creed, que no te cuenta nada de la historia hasta llegar al tramo final y cuando piensas que te van a desvelar algo grandioso, el juego corta por lo sano y aparecen los créditos sin más. O el final del nuevo Bionic Commando, que ni siquiera luchas contra el enemigo final, ya que la batalla se desarrolla ¡en una intro! por favor…

Hoy en día, con los medios que hay para contar historias, con la cantidad de juegos que tienen un comienzo memorable, que siempre lo recuerdas ¿por que los finales siempre son de “ya está”? Yo creo que deberían cuidar más sus propios juegos y terminar estos de una forma épica o que quede grabada en tu memoria. Así cuando saga la siguiente parte del juego, te venga a la memoria el final del juego anterior y así te incite a jugar a la nueva entrega. Pero no me vale el final abierto, en plan, si quieres ver como continua esto, te esperas a que saquemos la segunda parte, como ocurre con Too Human, otro final de ¿Ya está? Y aunque está algo más elavorado, el final de Alan Wake es del mismo tipo.

Todo esto que os cuento es debido a que hoy mismo he terminado el juego de Castlevania Lord of Shadow y este no ha sido un ¿Ya está? Si no un ¿Ostia, que pasada? Un juego que comienza de forma espectacular y épica y terminando el juego de forma más épica aun y de forma magistral. Con este sí que me he quedado con ganas de más juego y puedo considerar el mejor final que he visto en muchísimo tiempo. Ningún juego de esta generación me ha dejado tan satisfecho hasta ahora como este. Es cierto que no me he pasado muchos juegos y quizás alguno más sea sorprendente, pero superar este final, va a ser muy muy difícil. No hace falta deciros que tendréis un artículo bastante extenso sobre este juego, ahora que lo he visto de principio a fin.

¿Y a vosotros que os parecen los finales de los juegos hoy en día?

Compartir: