Ya conocemos PlayStation 4 Pro y Slim ¿Sony dónde están los juegos?

Después de la conferencia de Sony del pasado miércoles, para presentar sus dos nuevos modelos de PlayStation 4, opinamos al respecto.

Compartir:

Hace un par de días conocimos las dos nuevas máquinas de Sony, tanto el modelo Slim de PlayStation 4, movimiento que ya hemos visto en pasadas generaciones, como la nueva versión Pro (o remasterizada) de PlayStation 4; con un aumento en la potencia de procesamiento y gráfica en esta última y siendo este un movimiento “nuevo” en la industria.

Por primera vez tenemos una máquina intergeneracional, dirigida al público más exigente y que dispone de un televisor o monitor adaptado a la última tecnología del mercado. Pero es mucho más que eso, ya que también influirá en el rendimiento de los futuros lanzamientos e incluso mejorará títulos ya lanzados en el mercado por medio de actualizaciones.

Este movimiento es un cambio en la industria de las consolas, algo que no habíamos visto hasta ahora, y pese no gustar demasiado a casi nadie, veremos a ver donde lleva este nuevo horizonte algo nublado.

Nuevas máquinas sin dividir a los usuarios de PlayStation 4

Sony prometió durante la tediosa conferencia que nadie se quedaría atrás, con un Mark Cerny prácticamente anestesiado y sin alma, presentando los nuevos modelos de PlayStation 4 sin ganas, como si él mismo no estuviera convencido de sus palabras. A destacar el momento en el que se reveló del diseño de la nueva PlayStation 4 Pro, junto al modelo Slim, falto de garra, con un público mudo y poco afectivo. Algo raro, dado los grandes aplausos que se lleva siempre Sony en sus conferencias.

Marc Cerny
Marc Cerny explicó las bondades de la nueva PlayStation 4 Pro como si nos estuviera leyendo un cuento antes de ir a dormir.

Sony ha prometido que tanto los usuarios del modelo original, como los que adquieran este modelo más Pro o la versión Slim, podrán disfrutar del mismo catálogo de juegos.

Ningún usuario se quedará sin jugar, tanto a los títulos que ya hay en mercado, como los que están por llegar en el futuro.

Sin duda esto es lo que todos esperábamos; dividir una comunidad de usuarios, de 40 millones de PlayStation 4, sería una osadía y una estupidez. Pero esto hay que cogerlo con ciertos matices y veremos en que queda en los próximos años. No es la primera vez que se promete algo que no se cumple, ya estamos más que preparados para estas cosas, y quizás sí termine teniendo juegos exclusivos.

Un movimiento rápido por ser la primera

Venimos hablando de este nuevo modelo de PlayStation 4, conocida antes como Neo, desde hace ya bastantes meses. Era lo que se dice un secreto a voces y a Sony no le ha quedado más remedio que soltar la noticia antes del Tokio Game Show,  que está a la vuelta de la esquina (que no de la puerta), ya que se le acumulaban los rumores. Incluso ya hemos conocido que se estaba vendiendo ya el modelo PlayStation 4 Slim en algunas tiendas y Sony aún no se había pronunciado al respecto.

E3 2016 Microsoft

Este movimiento tan precipitado quizás viene dado por que Microsoft mostró su futuro en el pasado E3, con la presentación de lo que será Scorpio, su próxima consola. Pero este nuevo modelo de Xbox no llegará a las tiendas hasta finales del próximo 2017, como prometió Microsoft, y si es que no hay ningún retraso de última hora. Sony ha aprovechado este tiempo de espera para lanzar su nueva máquina y así seguir teniendo el hardware más potente del mercado de consolas. Pero esto quizás sea un problema a largo plazo y también, quizás, algo innecesario.

Si Sony pretende lanzar el modelo Pro este próximo 10 de noviembre, para sorpresa de todos,  en tan solo un año será una consola inferior técnicamente a Scorpio, por lo que no le quedará más remedio que lanzar una nueva máquina para poder competir en este sinsentido de mejorar el hardware. Esto llevaría a lanzar un nuevo modelo con un año de diferencia nada más respecto a este modelo Pro, algo que sin duda no contentará a los que se hagan con esta nueva máquina estas navidades.

¿Dónde están los juegos Sony?

Y aquí es donde quería llegar, de ahí el título de la entrada. Estamos viviendo la generación de los retrasos en los desarrollos, quizás la generación con los desarrollos de juegos más longevos, dado que son mucho más complejos que en generaciones anteriores y requieren de más tiempo para finalizarse.

PlayStation 4 Pro Slim Precios
Ninguna pega con los precios de las nuevas PlayStation 4 Slim y Pro.

Pero lo curioso es que también estamos viviendo la generación de hardware estacional más corta. Y no refiero a PlayStation 4 Pro, ya que esta consola viene para ampliar el mercado de hardware, no como sustituta, al menos de momento. Pero si en tres años han lanzado una nueva máquina y la competencia está a un año vista de lanzar un hardware más potente, que casi parece una sustituta de la Xbox One, a Sony no le quedará más remedio que lanzar la PlayStation 5 en fechas similares o cercanas, si no quiere quedarse atrás.

Si esto fuera así, como predicen algunos analistas, tendríamos PlayStation 5 el próximo 2018, y lo que es más probable, con sus juegos exclusivos. Entonces donde están los juegos, porque el catálogo de exclusivos de PlayStation 4 no es que sea muy boyante y el de su competidora es mayor.

Con tanto avance en tecnología nos estamos olvidando de lo realmente importante, los juegos. Si una máquina no tiene un buen catálogo de juegos, es totalmente estúpido que sea la más potente. Si echamos la vista atrás, la experiencia nos dice que la consola triunfadora siempre ha sido la que mejor catálogo de juegos tenía, no la más potente.

Avance pero a medio gas

1080p / 60 Fps: la Atlántida del mundo de las consolas. Llevan prometiéndonos estos números desde la pasada generación, Sony ya lo prometió con PlayStation 3, y todavía no hemos logrado alcanzar esas cifras y no está del todo claro que se alcancen con la nueva Ps4 Pro. ¿Entonces por qué preocuparnos por la resolución 4k? Si no logramos alcanzar cifras prometidas, ¿por qué poner otra vez metas prácticamente inalcanzables?

Sony PlayStation 4 Pro
¿Quién no te dice que veremos esta misma imagen, con una PlayStation 5 en sus manos, a finales de 2017?

Sony vendió en la conferencia la resolución 4k y la tecnología HDR, esta última no es nada nuevo y revolucionario. Casi daba la sensación de que nos estaban vendiendo más sus nuevos televisores, que los nuevos modelos de consola. Después de finalizar la conferencia seguíamos sin saber con detalle las especificaciones de la máquina y Sony aún no ha dado cifras exactas. Sabemos que el modelo Pro es más potente que el original, casi doblando su potencia, pero todos dudamos que con ese hardware se alcance el estándar 4k que Sony vendió en la conferencia.

Un día después hemos conocido que no todos los juegos funcionarán a resolución nativa 4k y muchos funcionarán con un reescalado de imagen, con lo que ello conlleva. ¿Entonces por qué vender tanto 4k? Encima decides no instalar un lector de discos Blu-Ray 4K en ninguno de los dos modelos, cuando la competencia si lo hace en su Xbox One S.

Al final da la sensación de que Sony ha lanzado un parche de hardware, para contentar a todos aquellos fanáticos de la última tecnología, pero sin llegar a ofrecer el mínimo de calidad que estos exigirían. Un error bastante grave y que esperemos que no tenga consecuencias negativas.

En el vídeo se puede ver que la demostración de Horizon Zero Dawn, que se veía de escándalo, no consigue alcanzar los 30Fps estables (olvidemos ya los 60Fps a esa resolución). También sabemos que no está funcionando a la resolución nativa 4k, sino algo similar y reescalado.

No cabe duda de que estamos viviendo un cambio en la industria, de esos que dentro de diez o veinte años se hablará en los libros de historia del videojuego. Pero uno se queda con la sensación de que no se está haciendo todo lo bien que debería y quizás esos libros hablen de las malas decisiones que se tomaron. Al final logras mosquear a los usuarios que habían confiado en ti, relegándolos a una generación de segunda porque no son Pro (el peor nombre que podían haber elegido sin duda). Con un catálogo de juegos exclusivos algo paupérrimo, si nos centramos en los pesos pesados triple A y en menos de tres años de vida de esta generación.

El usuario nuevo de PlayStation 4 tiene la suerte de poder elegir, pero el que confió en Sony comprando la consola el primer día se puede sentir muy estafado y con razón. Lo has dejado relegado a la segunda división, de la que sólo podrá salir soltando más dinero. No quiero ni imaginarme el trabajo que tendrán que desarrollar los dependientes de las tiendas de videojuegos estas navidades, cuando acudan los padres en masa a comprar la nueva “plei” a sus hijos.

Compartir: