Rogue One: entretenida y caótica película

Primera entrada del año en DDuJ, y bastante potente, la crítica de Rogue One, después de reposar la película casi un mes desde su visionado.

Título original: Rogue One a Star Wars Story

Año: 2016

Duración: 133 min.

Dirigida por: Gareth Edwards (Monsters (2010), Godzilla (2014))

Entretiene, pero Rogue One está muy por debajo de la saga original

Star Wars es una saga que no parece tener fin, para alegría de los fans (y del que esto escribe) y la ex-gallina de los huevos de oro de George Lucas, la cual ahora está en manos de Disney. No es de extrañar que por ello Disney intente rentabilizar todo lo posible la franquicia, pagaron una ingente cantidad de dinero por ella, y por ello esto estos “Spin-off” de Star Wars o “Una historia de Star Wars”, que es como nos quieren vender estas películas. Una extensión de la saga que quiere ser tan “diferente”, que incluso se salta cosas tan importantes como la fanfarria inicial tan mítica de Star Wars (por desgracia).

Rogue One es la primera historia de Star Wars que llega a los cines, de otras tantas que llegarán los próximos años, además de los episodios VIII y IX. Esta nueva epopeya es una película entretenida y no aburre en sus más de dos horas de duración. Pero se torna muy caótica por momentos, sobre todo al principio, desaprovechada en muchos aspectos y con una galería de personajes bastante planos, con poco carisma; además parecen perdidos en la búsqueda de los planos de la Estrella de la Muerte. Al finalizar la película no tienes la sensación de haber perdido el tiempo, pero tampoco tienes la ilusión que sentiste al salir del cine con Star Wars: El Despertar de la Fuerza de J.J. Abrams. Película muy superior en todos sus aspectos a esta, a mi entender.

Cuando te enfrentas a Rogue One ya sabes lo que vas a ver, cómo consiguieron los Rebeldes los planos de la Estrella de la Muerte, pero esperas que el recorrido hasta ese fin te mantenga pegado a la butaca del cine y creo que al final no lo consigue. No voy a negar que la película tiene buenos momentos, casi todos ellos cuando tira de cierto personaje conocido por todos, pero Rogue One tiene un comienzo demasiado caótico, con una presentación de personajes algo descuidada, una trama que tarda en arrancar, y un desenlace bonito por fuera, pero falto de contenido, debido a los personajes que nos acompañan durante la película.

Sin duda lo peor de la película de Gareth Edwards son los personajes que presenta, sobre todo Jyn Erso (Feliciy Jones) y Saw Guerrera (Forest Whitaker), dos buenos actores y muy desaprovechados; aunque el resto tampoco tiene el carisma necesario en una saga como Star Wars. La protagonista de la película, Jyn Erso, parece perdida en las más de dos horas de la cinta. Es un personaje desdibujado, que va cambiando de parecer porque sí, porque así lo establece el guión. No hay un desarrollo del personaje de Jyn Erso que te lleve a creerte que es una líder de Rogue One, en ningún momento lo parece, y al final se torna como uno más dentro de este grupo de personajes. Tampoco parece tener nada que ver con el personaje que se intuía en los primeros trailers: con más garra, más Rebelde y con las cosas más claras. Una pena.

Por otro lado Saw Guerrera parece un personaje muy importante para que la trama avance; desde casi el principio se habla de él y se mitifica, pero una vez aparece en escena no representa nada para la película, ni casi para Jyn Erso, personaje al que está muy ligado y con el que compartió un pasado que nunca llegamos a ver en la película. Podría seguir hablando del resto de personajes, como Cassian Andor (Diego Luna), el cual parece ser el más oscuro del grupo, con una presentación muy potente en su inicio, y que al final queda en un mero acompañante y ayudante de la protagonista. Sigo sin entender bien porqué decide ayudarla, ¿será la amistad? Por otro lado el “nuevo” Darth Vader no me ha convencido para nada. No se siente como Darth Vader, debido a sus movimientos rápidos y que habla demasiado. Incluso teniendo una escena bastante potente hacia el final, no lo siento como el personaje que conocemos todos.

Si tuviera que destacar un personaje de Rogue One sería el Androide K-2SO (Alan Tudyk). Pese a ser un cliché con patas, es uno de los personajes mejor tratados y mejor desarrollados de la película. Es irónico, divertido y hasta tiene un punto de cabroncete que le sienta como anillo al dedo; es un Androide del Imperio reprogramado para servir a los Rebeldes (genial idea por cierto). Hay un par de escenas relacionadas con el porqué de no llevar arma, que están muy bien resueltas. Además su desenlace final es el más trabajado de todos y el mejor desarrollado dentro de la propia trama. Incluso parece el personaje con más sentimientos y coraje de toda la película.

La pareja formada por Chirrut Imwe (Donnie Yen) y Baze Malbus (Jiang Wen) también me parece muy acertada, pero algo desaprovechada. Pese a que intuye una gran relación entre ellos, de haber vivido cosas juntos durante mucho tiempo, al final se torna algo plana y sin profundidad; como ese amigo que te echas una noche de borrachera y no vuelves a ver nunca más. Y el malo maloso de la cinta, Orson Krennic (Ben Mendelsohn), está para ser el malo, sin más.

Al final Rogue One es lo que comentaba al principio: es una película divertida, que entretiene mientras dura, pero que no llena. Está más al nivel de los Episodios I, II y III, que de la trilogía original y el Episodio VII. Es una película que empieza y acaba, con una historia cerrada, que pese a dos aportes a la saga que me gustan, no dice nada más. Puro cine de entretenimiento, pero vacío de alma y carisma. Podía haber dado mucho más, su base era muy potente. Al final siempre es mejor imaginar las cosas que nunca has podido ver,  que vivirlas. Miedo me da ese “Spin Off” de Han Solo.

¡Qué la fuerza te acompañe Carrie Fisher! Siempre serás nuestra esperanza, ¡Leia Organa!

P.D: Kylo Ren > Darth Vader de Rogue One.  Y los personajes reales diseñados en CGI no están a la altura, todavía no.

Please follow and like us: