Impresiones Driveclub en la Madrid Games Week

PRIMERA_IMPRESION_DRIVECLUB_MGW_PS4_DDuJ

Dentro de los título de lanzamiento de Playstation 4 estaba previsto que iniciase su andadura en la next-gen Driveclub de Evolution Studios, creadores de la divertida saga de conducción Motorstorm. Finalmente se retrasa para el año que viene ya que querían pulir más el juego y así mostrar en pantalla todo lo que tienen en mente, alejándose de las prisas del lanzamiento de un nuevo hardware.

Antes de todo mencionar que la demo probada en la feria era una build antigua, pero que reflejaba algunas de las sensaciones que nos deparará el título. El concepto de Driveclub se basa en la competición de carreras de coches a través de la creación de clubs deportivos con nuestros amigos, de ahí que tenga un importante componente social. El mayor atractivo del título es la competitividad entre los clubs y los piques que surgen entre los mismos miembros de un club por ver quien consigue el mejor tiempo.

PRIMERA_IMPRESION_DRIVECLUB_MGW_PS4_2_DDuJ

Ya con las manos en el mando y el título cargado, lo primero que hace es tomar una foto nuestra a través de la nueva cámara PlaystationEye. A continuación nos da a elegir entre dos coches de gran cilindrada como son un Porche y un Aston Martin. Yo me decante por este último. Comienza la cuenta atrás y acelero como si no hubiese un mañana. Lo primero de lo que me percato es de la presencia de otros coches fantasma, con la cara y el tiempo de otra gente que había jugado a la demo anteriormente, en la parte de atrás del coche. Llegada la primera curva me estampo contra el guardarrail a pesar de que suelto un poco el acelerador y acaricio el freno. Se ve que no es suficiente porque en las próximas dos curvas obtengo el mismo resultado. Una vez centrado me fijo en las distintas vistas del vehículo, desde el interior, con el morro del coche y sus distintas variantes y la exterior del coche. Todas ellas manteniendo un nivel fluido y constante. El circuito lucía muy bien al ser una carretera de montaña con varias curvas y una larga recta. Todo rodeado de árboles, casas y público animando, convirtiéndose en un circuito muy atractivo. Después de dos vueltas la demo finaliza.

PRIMERA_IMPRESION_DRIVECLUB_MGW_PS4_4_DDuJ

Me sorprende que aunque Driveclub no es un juego de simulación sí que exige cierta destreza en el manejo del volante, olvidándonos de la conducción más alocada de los arcades. Eso sí los choques y daños no influyen en la potencia y características en carrera de nuestro deportivo. Lo bueno es que después de un par de vueltas el manejo es mucho más intuitivo. Además el hecho de ver otros coches, en este caso fantasmas, con sus tiempos, nos motiva, pica y empuja para superarnos vuelta tras vuelta. No quería ser el último de todos los que habían probado la demo. Los controles son los clásicos de los juegos de coches teniendo en los gatillos R2 y L2 el acelerador y el freno respectivamente. También había la típica vibración en todo el mando, no centrado en los gatillos, algo que sí me gusto realmente de la competencia.

Visualmente el juego luce bien, los modelados de los vehículos y el circuito están muy logrados. Sin embargo, el punto fuerte para mí es la iluminación, mostrando los reflejos y las sombras en tiempo real con gran detalle. Da igual la vista que llevase que por ejemplo en el interior se reflejaba levemente el salpicadero en el parabrisas. Al chocarnos también se podían ver daños como abolladuras y rayajos en el chasis de manera notable. También tiene algunos detalles curiosos como cuando me salí al arcén lleno de plantas y hierbas altas. Estas lejos de atravesar el coche como por arte de magia, se doblaban y movían al chocar con nosotros de manera realista. Mencionar el detalle en la calidad de imagen en los retrovisores desde la vista interior. A pesar de que la sensación de velocidad y fluidez del título es muy notable, tal vez, se echen en falta los 60fps.

PRIMERA_IMPRESION_DRIVECLUB_MGW_PS4_3_DDuJ
Fotografía Nuria M. Alonso

Las sensaciones con Driveclub son positivas, parece un título muy divertido, entretenido y que sin duda ofrecerá un gran dinamismo a través de su fuerte componente social. Solo esperar que estos meses de más que han dado al estudio, sirvan para convertirlo en un producto más redondo en todos los campos.

 

Please follow and like us: