Un día completo en la feria Madrid Gaming Experience

El pasado 29 de octubre estuve en la Madrid Gaming Experience. Os cuento en un breve texto lo que allí pude ver y disfrutar, que no fue poco.

Compartir:

El pasado 29 de octubre, sábado, asistí a la feria Madrid Gaming Experience. No tenía intención de ir, pero pedí acreditación de prensa para el evento como mera anécdota, y al contrario que el pasado año, esta vez sí me aceptaron.

Tengo que decir que mis expectativas con el evento no eran muy altas, dado que la programación no se conoció hasta la misma semana en la que se celebraba el evento, por lo que no sabía muy bien lo que allí iba a encontrar. Pero también tengo que decir que me ha sorprendido para bien, espero que en los próximos años tengamos más ferias de este tipo, y os voy a explicar porqué.

Madrid Gaming Experience, un evento para todo tipo de gustos

Lo que más me ha gustado de la Madrid Gaming Experience ha sido su versatilidad y su gran catálogo de cosas que ofrecía, además de la zona RetroWorld. Lejos de ser una feria del videojuego en la que mostrar las últimas novedades, que también las había, ha sido un conjunto de temáticas diferentes: Manga, eSports, Simuladores, Tiendas, Retro, Gamelab y Conciertos, entre otras muchas cosas.

madrid-gaming-experience-2016-evento-2
En la nave 12 se centraban todas la novedades del sector del videojuego, como este Titanfall 2, Batllefield 1, Gears of War 4, Forza Horizon 3, Halo Wars 2, Cuphead, Raiders of the Broken Planet, entre muchos otros.

La feria estaba dispuesta en dos naves, bastante grandes, del recinto del IFEMA. Concretamente las naves 12 y 14, que estaban unidas entre sí en su interior. Esto ofreció algo bastante bueno a mi parecer, había dos entradas para acceder a la feria y así evitar aglomeraciones de gente esperando fuera.

madrid-gaming-experience-2016-evento-3

Dentro del las dos naves podíamos encontrar tanto novedades de los videojuegos, muchos ya en el mercado, pero con la posibilidad de probarlo allí si no lo tenías en tu casa. Había bastante de Microsoft y su Xbox One, no todo es “plei”, y por fin pude ver en movimiento Cuphead. Pero también podías probar la experiencia PlayStation VR u otras gafas de Realidad Virtual similares. Esperando bastante tiempo para ello, era donde más gente se concentraba.

También había un escenario bastante grande para los eSports, una zona dedicada a la tienda Juguetrónica, con un par de BB-8 por allí rodando, Drones que podías controlar en un recinto cerrado y diferentes simuladores de coches, con sus respectivos asientos y volantes. Entre muchas otras cosas. Por desgracia me perdí el concierto de Distant Worlds de Final Fantasy del día anterior y no se que ocurrió con el concierto de The Legend of Zelda, en el que tocaba un violinista y del que nadie sabía nada.

La nave 14 y RetroWorld fue mi hogar por un día

En la nave 14 es donde podías encontrar la chicha del evento, a mi parecer. En ella estaba RetroWorld, la zona dedicada al retro, con muchas tiendas y diferentes stands centrados en la temática. Había consolas y ordenadores clásicos, tanto de exposición como para probar, una gran cantidad de Pinball (me enamoré del que estaba dedicado a la película de Drácula de Francis Ford Coppola) y sobre todo buenas charlas relacionadas con los videojuegos.

madrid-gaming-experience-2016-evento-4
El stand de RetroManiac a pleno rendimiento. Había posters de Azpiri, revistas del número 8 y 10, entre otros suplementos especiales.

Pero también había una zona dedicada al Manga o Rama!, con sus respectivas charlas, concursos de Cosplay y tiendas dedicadas. Otra zona de Gamelab dedicada al desarrollo del videojuego, con un apartado donde mostrar gran cantidad de juegos Indies que podías probar in situ. Mencionar que RetroManiac también tuvo su propio stand en la feria, el cual montamos ese mismo sábado, pero también había stand de otras publicaciones como Gamestribune o Gamereport, con estos últimos colaboré en el número 11 como firma invitada.

Seguramente me deje muchas cosas sin mencionar, es difícil acordarse de todo y no es mi intención detallar todo lo que allí había, que no era poco. Además dediqué gran parte de mi tiempo a asistir a las charlas, que era lo que más me interesaba. RetroManiac tuvo la suya propia y en ella se pudo anunciar que ya tenéis el número 11 publicado en formato digital, GRATIS.

De las charlas y la programación de Madrid Gaming Experience, lo que más aplausos y expectación crearon, sin desmerecer a nadie ojo, fue Retro Band System. Nos deleitaron con un par de conciertos, los cuales se repitieron el domingo, con música de videojuegos en directo. Más un torneo de Super Street Fighter en el que la música de cada combate se escuchó en directo e interpretada por ellos mismos, una pasada. Me consta que el domingo hicieron lo mismo pero con el juego Super Mario Kart 64.

Contenido no disponible.
Por favor, acepta las cookies haciendo clic en «Aceptar» en el banner

Escuchar esto en directo es una maravilla.

Al final volví a casa reventado, después de pasar allí todo el día, con la sensación de haber asistido a un gran evento y una gran experiencia. Porque esta feria era eso, diferentes experiencias para gustos diferentes y en la que podrías encontrar tu lugar. Yo pasé casi todo el día en RetroWorld y volví muy contento a casa.

Quiero repetir

En definitiva Madrid Gaming Experience, valga la redundancia, fue una gran experiencia. Mucho mejor de lo que podía imaginar y con una gran cantidad de cosas que ver y disfrutar. Creo sinceramente que había un hueco para cada uno de nosotros allí. Yo al menos traje un recuerdo de la feria, después de entregar cinco Kg de comida a Videojuegos por Alimentos.

Madrid Gaming Experience Chrono Trigger SNES
Alabar la labor de “Videojuegos por alimentos” de Asupiva, gracias a su cometido me pude traer esta joyita a casa y a la vez ayudar a los más necesitados, por desgracia cada día más.

Según se ha hecho oficial ayer mismo, Madrid Gaming Experience ha juntado a más de 124.000 almas entre los cinco días, que no es poco. Sinceramente espero que el próximo año podamos repetir. No he querido nombrar a nadie de los que allí pude ver y saludar, ellos saben quien son, por no olvidarme de nadie.

Compartir:
Contenido no disponible.
Por favor, acepta las cookies haciendo clic en «Aceptar» en el banner

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar